lunes, 17 de julio de 2017

Miserias Patagónicas



Una enfermedad sagrada para esos turistas desarraigados, con la burda credibilidad de las convenciones sociales y sus patetismos subyacentes. Pero un tratado de las pasiones humanas irrumpe, en este sentido, si hay viajeros indecisos acá, sus afecciones son una maravilla siniestra para arder en preguntas. 

No hay comentarios: