martes, 18 de julio de 2017

Miserias Patagónicas




De un hora a otra, aventuras por senderos vírgenes. Desde la experiencia propia, las primeras impresiones son indispensables para encadenarse al querer humano. Surgen vínculos de pertenencia observando dinámicamente los bosques perennes del Parque. De buenas a primeras, los espejismos viajeros de errantes turistas alimentan el eco de la naturaleza a través del viento procedente del sur profundo, con ello hay valiosas tonterías mediante cabalgatas a prueba de todo.


No hay comentarios: