martes, 4 de abril de 2017

Miserias Patagónicas


Cada día que acontece como las relaciones sinápticas en el cerebro humano, si bien ocurren situaciones extraños al mismo tiempo empresas de afectos humanos planteadas por las tierras del Lago Llanquihue. Lo cual vigoriza el yo de los incumbentes, entre éstos y Dios, pero no observan más allá de sus obviedades pedestres de vida urbana. Sin embargo, el café murió ese día de la semana.

No hay comentarios: