domingo, 19 de febrero de 2017

Miserias Patagónicas


Cada caminar, entre las avenidas principales, es una propuesta moral inconclusa y patética, pues aparecieron como espasmos después del adiós, con la implacable expresión de la libertad que no sabe de verdades callejeras ni ellos captan la finitud del mensaje. Dicho todo esto, el lago Llanquihue es un prologo de dulces condenas arraigadas en el seno de la sagrada familia.

No hay comentarios: