jueves, 9 de febrero de 2017

Miserias Patagónicas


Simbólicamente, el café es el paradigma elocuente de un discurso hegemónico estético, más de algún joven trabajador perpetró un dialogo en Frutillar Alto, sin los prejuicios de café con Stevia.

No hay comentarios: