viernes, 24 de febrero de 2017

Miserias Patagónicas


 La inefable respuesta de uno de los protagonistas anónimos, junto a conversaciones anestesiadas por la tradición milenaria del progreso humano según la Ilustración, las dudas razonables de los conductores de Taxi y de Uber, nuestro presente muestra la tiranía de lo cotidiano mediante la rigidez de los horarios para comer y la tendencia de capitalismo de libre mercado de comprar argollas o aros en las veredas del Lago Llanquihue.

No hay comentarios: