lunes, 12 de diciembre de 2016

Así fue

Lo más relevante a medida que una confesión lacustre aparece es la capacidad de dignificar las tierras vírgenes del alma humana porque es conmovedor conversarlo con un aparente turista de inmersiones modernizantes, de a poco, hubo epifanías demenciales muy funcionales al silencio paradigmático de una noche estrellada. Desde acá, escasos momentos familiares que seduzcan, no hay amnesia para eludir otra conversación con la calle que observa sin juzgar a nadie. De todas maneras, piruetas nocturnas.

No hay comentarios: