miércoles, 21 de diciembre de 2016

Así fue

Al fragor de una reflexión meditada y ponderada, un grupo de turistas conversaban sobre la decadencia de Occidente y a la vez preguntándose de la caída del precio pan, junto a esto, emergió el silencio elocuente de traumas antiguos muy claros para cualquier indigente de calle nueva. Sin decir más, la semana personas no cambian.

No hay comentarios: