jueves, 22 de diciembre de 2016

Así fue

Yo sé que volverás. Puede que la consecuencia sea interesante para transgredirla. Pero la vigilancia de la espera será la promesa transcendente no asfixiante. No obstante, volverás al amanecer de unos risueñores de aquel río demencial. Nadie destruira nuestro momento porque amanecerá sin prisas históricas.

No hay comentarios: