martes, 25 de octubre de 2016

Así fue


Un mágico encuentro entre la educación formal escolarizada y la subjetividad humana en permanente calle, desde la extraña cesantía de la moral y el lenguaje, porque unos negocios de dulces sureños son configuradores de ignorancias estandarizadas, no es trivial la experimentación cotidiana que benefició a muchos turistas con dinero del país de origen.

No hay comentarios: