sábado, 29 de octubre de 2016

Así fue


Cualquier bípedo que caminó por algún negocio de panadería de barrio realizó una pequeña oración, ante el frenesí de miradas intrigantes que acontecen para quedarse, sus propias enfermedades poseen su propia realidad, al fin y al cabo, derivó a cómplices sucesos coloquiales: comer marraqueta mirando hacia la otra calle.  

No hay comentarios: