viernes, 30 de septiembre de 2016

Confesiones Lacustres


Cierta bondad en asumirse como tal, a fin de cuentas, cuando uno enfrenta la agonía inexorable de comprar un cierto café, desde la posición ciudadana de compartir instantes en Pucón, se genera una atmósfera de tensa calma a medida que envejecemos.

No hay comentarios: