martes, 12 de julio de 2016

Confesiones Lacustres


La experiencia enriquecedora de un simple comentario en el rio sureño de milagros anónimo, porque en otro capítulo veraniego, con la secreción vivencial del joven adulto surgió otro café campesino, buscando la música de fondo en la esquina del negocio de amasandería hubo historias muy sagradas que siguen su trayecto de calle.

No hay comentarios: