domingo, 31 de julio de 2016

Confesiones Lacustres


La sugestiva expresión de irrealidad que proyecta darse cuenta del fenómeno de la vida humana, a través del torrente de sorpresas urbanas que implica tocar hebras de esos enigmas. Porque somos frutos prohibidos, de un ritual olvidado, no hay opción para comprar un café Latte más un Croissant añejo.

No hay comentarios: