miércoles, 29 de junio de 2016

Confesiones Lacustres


No te he olvidado, efusiva biología de la vida vinculada a ciertos cahuínes históricos, harto ADN para enmudecer al acertijo, permite constatar cierta libertad, ignoro el porqué de lo asumido. Después, unas paltas pintando la superficie sobria de unos panes integrales. Para, frente a frente, nada más.

No hay comentarios: