viernes, 11 de marzo de 2016

Confesiones Lacustres


Siendo válido que cada uno de los protagonistas lacustres viven sumidos en enfermedades, no basta con la tradición médica de Occidente para curar, también aparecen diversas reacciones de diversa índole que lo validan, que constata la total fragilidad de inhibir a nuestro amigo ADN.  

No hay comentarios:

MURIÓ LA BALA

Después de unos segundos de ojos emocionados y de desconectarme del celular, su encantadora perfomance de su sorde...