viernes, 25 de diciembre de 2015

Historias de Persa

Durante una hora cualquiera, diversos panes lograrían lo inesperado, saber la grandeza crujiente de su contenido a través del oído, por lo que compartir en el persa significó seducir los demonios internos de cada dueño de almacén.

No hay comentarios: