domingo, 27 de diciembre de 2015

Historias de Persa


Una fecha arbitraria para borracheras graduales. Sin embargo, el atardecer del día en cuestión ayudó a comprender la finita capacidad de entendimiento humano. Porque no hubo suficientes escobas para limpiar esa calle de los escombros masificados por la bancarización del consumo.

No hay comentarios: