sábado, 14 de noviembre de 2015

Historias de Persa

Bueno, a medida que envejecemos,  los ciudadanos de un país en desarrollo juegan a observar y a intercambiar objetos de valor consensuado. Sin embargo, siempre hay comida para dar más calle a nuestro estómago. 

No hay comentarios: