jueves, 14 de mayo de 2015

Adiós a una calle


Él aporta con algo conmovedor, porque aleccionan sobre el estado romántico del ciclo sin fin. Además, dichos quebrantos consecuentemente están susceptibles al fenómeno de la vida que afecta a nosotros los sobrevivientes, esas calamidades de la existencia humana provocan, enfermedad, vejez y la muerte, por lo que son instantes para digerir un exquisito café granizado.

No hay comentarios: