jueves, 26 de marzo de 2015

Adiós a una calle


Vivir perdidos y encadenados al querer de una calle. De todas maneras, para creer en ese baño habrá que seguir atentos a nuestro estomago. Luego, un imprevisto aconteció, vincular una calle a una biografía de cualquier hijo de vecino.

No hay comentarios: