miércoles, 25 de febrero de 2015

Historia de una calle


Olvidé la cantidad de palabras usadas y señaladas a partir de una conversación entre ciudadanos de vejez silenciosa y ahorros discutibles, ni reformas ni revoluciones lograron modificar la fisonomía de su rostro bendito, lo que quería ser lo fue gracias a sus segundas impresiones.

No hay comentarios: