jueves, 31 de julio de 2014

Horario Valle

Todavía estaba de pie. A pesar de lo insinuaba el azar, respecto a lo mencionado, seguía apreciando el amor siniestro de una encerrona que obsequiaba, prodiga en situaciones humanas, el universo, sin embargo nuestra capacidad de entendimiento es poco estética cuando defecamos. 

Horario Valle

Una admirable manera de mantenerse al tenor de lo establecido por el azar, éste como novelista de lo que captó entre muchos humanos, que siempre están queriendo. Hay sucesos íntimos que imponen adversidades sublimes al Horario Valle. 

Horario Valle

Seguí envejeciendo. Como una interesante experiencia conmovedora surge al vincularlo con nuestros deseos cotidianos, más allá de estas 2 semanas de trabajo en Los Vilos, describiendo y admirando sus propias éticas descriptivas, no es así en el planeta tierra, se expresó en varias enfermedades silenciosas, locuras atmosféricas y estéticas humanas discretamente predecibles. Al parecer, él descubrió que la belleza es un accidente genético, lucró. 

Horario Valle

Ya nos hemos referido al universo. Una seductora manifestación de humildad siniestra ejerce, la ordinariez de lo extraordinario conmovió a estos días en los bares de la repostería Colonia, nunca podré agradecer este estallido de sentido gourmet que logré, de todas maneras, envejecí.

Horario Valle

La vida humana pueda permitirse, en ocasiones, descubrir los secretos intrincados que nos regala el universo, con la complicidad de la razón y los sentidos corporales, algo puede hacer, pero nuestro silencioso amigo tiene ciertas excentricidades conductuales siendo similares a un calle sin la implementación del sistema de concesiones. 

Horario Valle

Lo había olvidado ¡que imprudencia actuar de protagonistas y confrontar al destino!; por eso existen intentos concretos por perpetrar civilizaciones de la más dinástica variedad humana y con ayuda de la bestia tiránica de las costumbres en la sala de clases. Pero a veces somos un segundo transcurrido con glamour.

Horario Valle

Cualquier indicio de palabrería usada por los humanos, a saber, imponer sus historias personales como valor de verdad preciso y necesario, lamentablemente, para ellos, el ciclo sin fin lo adaptaba todo para permitir que se cumpliera la prudencia de respetar al destino. Porque a éste nadie lo talla. 

Horario Valle

Después de largos años de valiosas tonterías y dudas repentinas, era también un viaje sin retorno, con los afanes frustrados, contratiempos cotidianos y esperanzas cercenadas por la vida misma, entonces irrumpían tostadas con palta y muffins de chocolate. 

Horario Valle

De vez en cuando aparecían intentos conmovedores, en esto, los turistas o ciudadanos apreciaban el valor placentero de no hacer nada, ya dije sus nombres, tengo entendido que fueron legalizados a través del Registro Civil e Identificación y no son fotogénicos. 

Horario Valle

Cambiar la mirada, en esta ocasión, tiende a ser un cierto convencimiento de lo que somos y también, no seamos patéticos, a los demás, es un caso urgente de perpetrar momentos que condimenten lo sublime de dar palos de ciego a una historia de amor. Sólo intentos

Horario Valle

Entonces, vivir resulta más pesado de lo previsto. De lo que podemos deducir es la tendencia que prevalece entre nosotros, adaptabilidad ante los ecos inquisidores del Horario Valle dentro de los cuales comprender a una calle dificultó de sobremanera, culpables o no, nuestros autogoles existenciales, a saber, nuestros principios éticos residen en reír más allá de Robín Williams. 

Horario Valle

Tener un punto fijo para observar lo que se nos presenta como tal, ante todo, la presencia aduladora del querer humano como narración inesperada, implicó considerar panorámicamente lo desconocido que éramos para el árbol de la vida. Además, lo único interesante fue respirar sin mayores estridencias ideológicas. 

Horario Valle

Las personas que hablan, en ocasiones, cuando éramos exultantes jóvenes dispuestos a trascender las fronteras de lo obviedad acuciante de una mirada, es decir, hablar mirando las aguas torrentosas de los resfríos heroicos del Horario Valle. Puede que sea un sugerente árbol de la vida, entonces el ciclo sin fin adquiría cierta dedicación a observarla. 

Horario Valle

No sé bien a que refiere su actual conducta, alguien tendrá que asumir esa responsabilidad de caminar para ahorrar dinero para el pasaje del bus, para comprenderla en su total magnitud, el universo usa otras categorías valóricas para reírse de sí mismo, e insisto en éste punto, no necesita de redes sociales de Twitter ni de academicismos de pizarra de acrílico. 

miércoles, 30 de julio de 2014

Horario Valle

Sólo hablamos para descubrir los confines de la fugacidad cotidiana, todavía las personas no cambian, el enigma de los enigmas resultó ser un joven adulto junto a los prejuicios que suelen crear las personas mientras caminan por estaciones de Metro, el café acontece. 

Horario Valle

De acuerdo a lo señalado, en busca de la vida humana en Off aparece como algo digno de ser narrado, un callejón sin salida implica observar sin piedad, que no permite dudas escolarizadas, solo asumir el riesgo inconmensurable que entraña nuestra intersubjetividad, si alguien se resfría es culpa de las estaciones de año. 

Horario Valle

Cuando queríamos irrumpir como móviles únicos, la incontinente conmoción provocada por el ciclo sin fin a través de la ideología anónima de Adam Smith, desde la primera revolución con nombre propio en dirección a nuestras conexiones neuronales hasta los últimos residuos de palabras tras haber almorzado un 12 de marzo de cualquier año, superó la revolución matemática del narcotraficante. 

Horario Valle

Continuaba la épica canción del ciclo sin fin, ésta mitigaba el absurdo acelerado que susurró el universo a nuestros amigos de la república. No hubo necesidad de realizar elecciones limpias, palaciegas, conspirativas y plan de llamadas ENTEL. 

Horario Valle

Haber vivido perdidos en el éxtasis de lo establecido por el azar, nada es lo que parece. Hay ventosidades que deciden quién está capacitado para ser presidente de la república. 

Horario Valle

Diversas generaciones humanas, tienen incidencia en la vida de Juan Herrera, emergieron tal como los dispositivos móviles en cualquier evento geológico encarnado en febrero 27 y, a la vez, surgen situaciones humanas singularizadas por esos heroísmos anónimos 4 G. 

Horario Valle

Por lo que sabemos, algo será. Como un siniestro misterio acceder a la estructura caótica de lo personal que pinta a los humanos, eso sí, cuando actúan como si estuvieran resfriados la biología de la vida impone sus propios brindis de vino añejo. 

Horario Valle

Lo que será, será. Así fue como durante estos 2 semanas en febrero, para comprender el silencio elocuente respecto a lo establecido por alguien, unos turistas impusieron sus propios sinsentidos personales, nadie surgió para crear un sufrimiento para un café cota 100. Y nadie cree en la diferencia histórica de la educación respecto a la escuela. 

Horario Valle

Pronto se acabará todo, con previa asunción de lo acontecido, puede ser seductor y tormentoso asumir decisiones a partir de diálogos con una calle cualquiera, debido a que la rutina de los humanos es un nativo aburrimiento lo cual convierte a estos seres en narraciones inconclusas. 

Horario Valle

La vida misma apreció que la mayoría silenciosa de hablantes ciudadanos no pronunciaba su propio silencio, desde almuerzos familiares a onces herméticas, buscaban algo que no podían definir, pero resultaba intrigante, incluso asfixiaba sus ansias primitivas, solo les quedaba usar el libre albedrio para reír o llorar. Gracias, Carlos Gardel. 

Horario Valle

Todavía existían señales de que jamás podríamos ser adecuados personajes sobre asuntos cósmicos que embriagan a escolaridad estandarizada de occidente. Porque hemos estado perdidos en los silencios sempiternos de evaluaciones repentinas, y no solo eso. Y la vida jamás nos lo anuncio. No era su objetivo principal.

Horario Valle

No profundizaré en lo anterior, viajé durante un buen tramo de tiempo por espacios públicos postdictadura, mientras tanto, nuestros amigos ciudadanos creen crear su propio lenguaje, posteriormente, viajamos a un instante por las calles del genoma humano. Luego, escuché la canción “Encadenados”

martes, 29 de julio de 2014

Horario Valle

Los limites humanos del lenguaje, muy adherido a lo dispuesto por la sensibilidad estandarizada de ONG, ellas logran pagar sus costos fijos, en cambio, otros optaron por negociar con la realidad humana en perpetuo movimiento, sin convicciones callejeras no hay cordura estética.

Horario Valle

Creo, de acuerdo a la edad que tengo, unas dos décadas y media, siempre me comparo respecto a la edad del universo, eso genera cierta tendencia a lograr un justo equilibrio, entre espiritualidad y materialidad, lo reflexioné mientras aprecia el significado neoliberal de la risa en Horario Valle. 

Horario Valle

Una experiencia como afán inútil habría, sin decir nada personal porque la imaginación es la verdad inefable y a su vez hubo humor en las estaciones de Metro, permitido olvidar con cierto glamour los olores repulsivos. 

Horario Valle

Hablar de estar allá, en la casa de la ciudad “camarón-queso” sin hacer grandes comentarios sobre las luces y sobras de vivir en sociedad, apunta a descargar todo indicio de obviedad vivencial. Para estar encadenados al querer y evitar una reforma estructural a nuestras ventosidades. 

Horario Valle

Al intentar responder preguntas sin referencias históricas, existe la posibilidad de ser tontos solemnes acá en este país de las pequeñas narrativas, no obstante, hubo interesantes tonterías por señalar: el ocurrir humano de los bípedos en el hall de alguna calle. 

Horario Valle

Alguien siempre lo sabrá. No es que sea exclusivamente gracias a la civilización del espectáculo que aporta mi Hostal, dijeron los cercanos a la modernidad o algo parecido, pero toda ayuda para sentirse sumidos y abandonados, durante mucho tiempo transcurrido, resultó importante describir asuntos humanos en un bar porteño, de este modo jamás mencioné su nombre propio. 

Horario Valle

Una irrespetuosa forma de saber gobernarse, que jamás tendrás control sobre los móviles de la subjetividad humana, a decir verdad, podrás manejarla con cierta inocencia, y el ciclo sin fin de la vida ofrece oportunidades full HD. Con la complicidad sedienta de un café vienes de postguerra. 

Horario Valle

Cuando hemos mirado la luna llena durante una noche veraniega, ante todo, estoy expresando la existencia cósmica del primer día como pasatiempo escolar. En otras palabras, la primera noche en las calles de Santiago apareció la luna llena asumiendo su dictatorial belleza en ciernes. Sólo que la educación formal siguió tiranizando nuestros demonios internos

Horario Valle

Decir valiosas tonterías encarnadas en personajes pluricelulares dotados de acontecimientos fundadores, siendo éstos bostezos de un perro labrador, observar con suma adicción y dejar que la biología de la vida comparezca ante ese fenómeno de ciudades hablantes, esto es, hablar del peligro de estar vivos. Sin embargo, sus calles seguían entregándonos razones desconocidas, un viaje sin vuelta atrás, lo demostró el reflejo viajero de la luna llena durante el calendario académico de un joven indigente.

Horario Valle

La secuencia ilimitada pero finita de lugares comunes que dibujan considerables dosis de redención humana. Después de vivir ciertas situaciones límites, compartir un café de grano a medida que los muertos  siguen viviendo en el cementerio, sin embargo pronto lo diré. Seguiré gozando de las películas de su vida.

Horario Valle

Podríamos señalar que somos seres pulsionales, volitivos y adictos a ensayar. Pero no hay vuelta atrás, cuando una aventura plagada de impresiones fuertes y lugares comunes sirven como plataforma para obtener más prejuicios de los que hemos tenido, también alguien alimentó nuestros pasajes sin salidas.

Horario Valle

Junto a ciertas apariencias humanas que engañan. Porque pertenecemos al mundo de los seres cómicos que, dan palos de ciego, al fenómeno de la vida. De la misma manera, tenemos recuerdos que generan cosas extrañas y nostalgias a cualquier hora, desde evocaciones que uno tiende a vivir después. Algo tendrá que ver la disposición emocional así como el estar siempre queriendo. Una calle no fue la excepción. 

Horario Valle

Un enigma legendario, según observadores repentinos en la esquina del Parque O’Higgins, que no ha desaparecido a medida que las sociedades humanas se determinan en razón de sus empresas de significado compartido, a saber, construir un entramado de sujeciones valóricas, y molestar a alguien, siempre los habrá, por ahora, estamos inmersos en un agónico aroma callejero

Horario Valle

Si ayuda al dialogo con una calle en desarrollo, no hay mucho que hacer siendo un mero repetidor de saberes estandarizados, durante muchos años hemos aprendido así, por eso mismo, lo medité mientras engullía de a poco mi desayuno, la educación formal del siglo XIX (Prusia y su educación pública) no comprende todavía su crisis de creencias. Se convierte en un enigma sin vuelta atrás.

Horario Valle

Así pues, es cuestión de saber captarlas y aprovecharlas. Como, por ejemplo, captar el silencio en el dialogo de las calles, tanto en dictaduras como democracias de diversa raigambre ideológica, desde el cual el fenómeno de la vida observa la ruin comicidad de saberse un adicto especulador de juegos ilusorios. 

lunes, 28 de julio de 2014

Horario Valle

A esos instantes sugerentes, como a las 10 de la mañana del cuarto día, ayudo a esta observación el dispositivo móvil de cualquier bípedo pluricelular, creo que su estructura de propiedad es de la civilización europeo-occidental, anuncié esa hora y la dignificó ante los demás, luego lo único permanente es el cambio. 

domingo, 27 de julio de 2014

Horario Valle

Sin mucha admiración por los discursos hegemónicos, con sus luces y sombras dotadas de Horario Valle, como lo expresa el titulo de este capítulo, existe el más allá de educación formal, todos esos jóvenes son hijos de la secuenciación del genoma humano. 

Horario Valle

Tras varias expresiones de saber ordinario, el cómo adecuarte al experimento llamado vida, sin palabras y sin excusas ideológicas, no sirve de mucho la ideología respecto al problema de los problemas en una calle cualquiera. Que seguimos aportando a nuestra lenta muerte. Lo descubrí escuchando a REM en el baño de mi hogar. 

sábado, 26 de julio de 2014

Horario Valle

El conectarse con otro ser humano, en las calles de la ciudad ocurrió con glamour, solo que compromete cierta influencia que uno tiene sobre algo, la intersubjetividad hace su trabajo colaborativo con el lenguaje. Todavía  este trabajo realizado por millones de millones de relaciones personales durante un paseo por los parques cota 100: estar siempre queriendo.

Horario Valle

Lo acompañaron con unas sobrias tostadas, durante 45 minutos, con su correspondiente agregado, y eludiendo el carácter planetario del cuerpo humano, mientras tanto, la compañía de un café sin endulzante y un conmovedor pan con palta, no es necesario estar en un determinado destino para creer, pero vida siempre nos depara sorpresas.

Horario Valle

Eso puede suceder a cualquier hora, creo a amigos y enemigos resultó conveniente pertenecer aún a su propio mundo, poco a poco he podido develar la belleza de sufrir sin aspavientos, mencionó a recuerdos lejanos pues representan una frágil armonía entre una calle y un amor en desarrollo. 

Horario Valle

Solo algunos lograron captar sus propios mensajes, dispuestos y motivados a cuidar las costumbres de minutos anteriores, éstos en el baño configuraron un juego de escenarios paralelos, insisto en que Mao jamás aceptó la practica ciudadana de comunismo soviético, para depurar contenidos polémicos, no diré eso más, hubo raros acontecimientos históricos, quedar perplejos ante los nuevos pañuelos desechables de alguien interesante. 

Horario Valle

Recapitulando contenidos veraniegos y otoñales, estaba allí cuando sucedió, todos los ciudadanos del Horario Punta estimaron la conveniencia de respirar para envejecer, luego visitaron uno que otro baño del segundo piso por razones desconocidas, una minoría silenciosa se bañó. No hubo diálogos en el silencio. Los olores cansan a la verdad en off.

Horario Valle

Que la otra mirada genera dudas radicales y tormentos comentados, sin hacer mas prólogos, volvamos a lo nuestro, con tal de recordar esos buenos momentos junto a masas gourmet y horarios rítmicos. Sin embargo, alguien siguió hablando. 

miércoles, 23 de julio de 2014

Horario Valle

Después apuré la causa mañanera, y me dediqué a vivir con total disposición gestual y callejera porque hubo que liberar a estos muchachos repentinos, y así ocurrió a medida que cierto barrio sobrevivía con énfasis acerca de la importancia de vivenciar el aroma de las sopaipillas.

Horario Valle

Lograr vidas paralelas, en ese entonces, pudo aplicarse al  cuarto día. Por lo menos, no hubo error en las matemáticas, aprendí a base de una ignorancia propia incentivada por el sublime Bach, de todas maneras, toda música proporciona una epifanía de lo cotidiano. Por esto mismo, jamás olvidare al PYME de las sopaipillas que las vendía para luego comprar libros usados sobre Beethoven y cocina gourmet en el Barrio San Diego. 

domingo, 20 de julio de 2014

Horario Valle

Éramos todavía jóvenes para oír la música de los bares porteños, quien sabe si hubo whisky Chivas Regal para conversar con Fedor Dostoievski, que engaña a enseñar que la vida misma no es una mutación aleatoria. No es nada personal, solo escasos negocios. 

Horario Valle

Cambiando de tema, respecto de lo que existió durante algunos segundos, descubrirse a ciertas horas de la mañana, cuando ciertos atuendos evocan unos cafés vienes más boleros del ilustre Lucho Gatica. De repente, llamó Pedro Infante a Chávela Vargas. 

Horario Valle

Lamentablemente nuestra democracia, algo que los griegos palpitaron para llorar con elegancia callejera, no filtra aquellas tonterías que acontecen acá en este mundo, por cierto, humano. Más encima, las personas no cambian. 

viernes, 18 de julio de 2014

Horario Valle

Si bien hemos llegado, por fin, a este cuarto día, perdidos y asombrados evitan lanzar ventosidades, iniciándonos en interesantes empresas humanas, responder a la pregunta equivocada, nadie puede asegurar que la dijo él o ella, interesante como diagnóstico veraniego con olor a Hostal de Horario Bajo.

Horario Valle

Ahora, la huida familiar hacia las tierras vírgenes del alma humana, representó un estado de cosas distinto a lo previsto por jóvenes no muy adictos a la observación, tampoco dados a la creación de experiencias traumáticas explicándolas, desde su mirada doméstica de colectivos de 3 letras, buscaron el honor de saberse predicadores de actitudes momentáneas.

Horario Valle

El café generar muchas huellas de nacimiento y unos interesantes descubrimientos de la subjetividad humana de la misma manera irrumpió como un espacio público de lo planetario que sea digno de ser narrado, uno que otro Horario Valle apareció. Solo llegó para quedarse.

Horario Valle

Del suceso veraniego de gozar a la realidad anónima de una historia insumisa a disposiciones éticas muy familiarizadas con la intimidad hogareña de aquél lugar. Pude finalmente mover mis pies en dirección hacia el stand de libros. Posteriormente me dispuse a caminar y olvidar tanta comunidad sobrevalorada.

lunes, 14 de julio de 2014

Horario Valle

Siendo la vida humana, con la dimensión inescrutable y lúdica que proyecta, a pesar del uso excesivo que hacemos del lenguaje para intentar responder a la pregunta equivocada, un callejón sin salida bastante glamoroso, ojala exista un “dueño de casa” que limpie los escombros dejados por variados cafés de cota 1000.

Horario Valle

No hay muchas razones conocidas acerca de las consecuencias humanas cuando generamos conexión con cualquier persona. De esta manera, la huida hacia nuestro día impondrá una nueva forma de gobernar, jamás tomarse demasiado en serio.

Horario Valle

De lo personal a gozar de las valiosas tonterías, enfatizó la facilidad que logramos para comer a cualquier hora, con la intimidante constatación de que el tiempo seguía siendo relativo, desde luego, que el ciclo sin fin permite una lenta agonía, sin victimizaciones ni reformas educativas que estandarizan nuestros móviles primitivos, había que compartir los silencios extraños del cuarto día

sábado, 12 de julio de 2014

Horario Valle

El querer humano se hace presente inmediatamente tras la llegada de otro segundo día, que sólo aparece debido al prestigio del universo, no hay fama ni divertimento que pueda convencer al personaje de lo contrario, ahora, esos raros lugares comunes del bolero psicodélico cimentan un estado emocional relativas a las cadenas inconmensurables del querer, hay mucho de personal. Hubo que levantarse al tercer día y escuchar los ladridos del perro labrador. 

Horario Valle

Diversas manifestaciones personales y predecibles comentarios de Horario Valle, tras esa música psicodélica, siguiendo los caminos inescrutables de la vida en el país de las pequeñas narrativas, para entender las aventuras sin retorno que nos reflejó ese mes, todavía éramos solteros. Con ello, una interesante manera de buscarse a sí mismo por medio del valioso té gourmet. 

Horario Valle

La soledad de su lenguaje, nuestro protagonista respiró más, no viene solo con esos días, ante todo, asume su papel dramático estando entre todos nosotros, después del coloquio veraniego en Los Vilos el fenómeno de la vida humana seguía existiendo sin cesar, una ayuda para intentar escuchar a Pink Floyd. 

Horario Valle

No pude relatar unas palabras que se crearon para dar contenido a lo nuestro, a entregar unas primeras impresiones sobre lo vivido en las calles del Chile Profundo, creamos ciertas palabras para vivir y tolerar las heridas psíquicas de una digestión descuidada, sólo aportar con admiración y respeto reverencial a los muchachos. 

Horario Valle

Con la escasa inclinación a intuirlo a través de palabras, a saber, aquellos recuerdos que configuraron cierto estado de cosas, convertirnos en simples momentos pluricelulares para saborear un chocolate italiano, no hay mucha lógica en eso, sin embargo hay que dar crédito a Charly García y al flaco Spinetta. 

jueves, 10 de julio de 2014

Horario Valle

Sin hacer más comentarios, somos creyentes. De cualquier acontecimiento que ayude a los móviles más oscuros de la existencia humana, pero asfixia cada hecho ético que aceptamos obedecer, no hay verdades ni mentiras, todos son culpables cuando resfriarse en una noche de democracia es un bolero inexorablemente encadenados a los cuentos en Off del Horario Valle. 

Horario Valle

Nada podemos hacer ante lo que acontece, pronto lo diré. Además, la vida ciudadana adquiría su propia dinámica cronológica porque olvidarse de lo aprendido por parte de la pizarra acrílico, y viajar hacia las provincias callejeras de la subjetividad humana, es algo estéticamente divertido. 

Horario Valle

Hemos avanzado al segundo día. Lo que transmite cierta conmoción perpetuado por el ciclo sin fin, no obstante, nadie avisa para vislumbrar algo que permita tolerar a la realidad de ese segundo día. Despertamos en el Parque Bicentenario con las parcelas misceláneas de La Pintana, y aún seguimos envejeciendo.

Horario Valle

Una influencia, gracias a su demencial actitud ante el ciclo sin fin, que no puede venir solo de herencias históricas en el silencio y de nuevos ojos para respirar paisajes heroicos. Incluso, para sus diálogos repentinos resultó extraño ser dogmáticos respecto al fenómeno de la vida humana. Un suceso intrigante, misterioso y cómico, pero divertido cuando visitas otro día junto al café Colonia. 

Horario Valle

Ha sido creada por los humanos, según informantes maquiavélicos pero que usan productos Nature, eso hemos captado recién ayer. Habrá que decirlo luego que no haya que seguir buscando al joven horario como excusa. Si bien son interesantes como lucidas experimentaciones históricas, las personas no cambian sólo enseñándoles pruebas estandarizadas e idiotizadas por bípedos con aromas a “pie de página”. 

Horario Valle

Ahora bien, acudir al llamado del ciclo sin fin para morir riendo, envejeciendo bajo la armonía repentina de los genes humanos, entonces lavarse los dientes es un acto simplemente lúdico y veraniego, por ahora. 

lunes, 7 de julio de 2014

Horario Valle

Influencias. Luego como algo valioso y valorable esperó. En otra ocasión, dialogar y discutir sobre su importancia en calles que hablan, y en la vida íntima de nuestros amigos turistas enfatizan su adicción a la música. Que supone un acto de irreverencia contra el sistema escolar de masas, dicen que el universo respira, con la sed insaciable de vivir las historias de personas anónimas, comprenderlo es dialogar en el silencio con Charles Chaplin.

Horario Valle

Interesantes esos escasos momentos de libertad, todavía tiene un nombre humano su protagonista, a partir de la dulcera condena que genera narrar ciertos viajes hacia la dirección correcta, una afirmación muy utilizada por el cuerpo humano a su vez intentando comprender la docta ignorancia de una flatulencia, pero nunca hemos aceptado el horizonte de sentido de un aroma cuestionable. 

Horario Valle

De las matemáticas pasamos a delirar con el lenguaje humano, siempre y cuando, la referencia sea la historia de una calle, y lo está siendo, a pesar que la condición humana tiene sus claroscuros rítmicos. A veces, muchas decisiones que provocan ventosidades en Off.

domingo, 6 de julio de 2014

Horario Valle

No sabré cuantas palabras usó el joven Daniel durante esta juerga existencial pero musical, entre turistas de segunda y tercera edad, algo resfriado para seguir la locura del café más muffins, eso sí, reconozco que mi gula respira el aire inefable de las matemáticas en un bolero. A propósito, gracias a Bach y a los músicos cubanos. 

Horario Valle

Cuando captas que la vida, vejez y muerte, divertimentos creados por el universo, por ejemplo, mediante interesantes conversaciones con profesores ciegos y jubilados, esa conversación encarnada en mi suerte y su suerte, fue la excusa para otra situación límite, crear a través de las palabras una explicación ocasional para pintar las veredas repentinas del llanto humano. 

Horario Valle

Cabe señalar la importancia de llamarse así, a saber, del espectáculo callejero que concierne a un hombre, quizás fuera lo mejor a seres inclinados a buscar lo establecido por el azar, un provocador experimento que la vida capta, pero trabajar dos semanas en Los Vilos y dormir en un Hostal, significó inventar impresiones fuertes.

Horario Valle

Fueron unos extraños contendientes de un callejón sin salida, en ese entonces, no hubo necesidad de reír o llorar, a esa hora el universo dormía su siesta, y configuramos un espacio público de vacaciones pasajeras adictas a observar.

Horario Valle

No olvidemos a las hormigas, agradezco recordado, resultó sublime y aclarador, de manera tal, otras ciudades seguían alimentándonos durante muchos instantes, un conmovedor adiós a nuestros amigos. Pero nuestros insectos trabajan apasionadamente por perpetuar la especie y a su vez generar lazos afectivos, y respetar con sumo honor al ciclo sin fin.